fbpx

¿Quién mueve los mercados de divisas?

divisas

Contenido del artículo

Las teorías básicas de la economía dictan que todos los mercados están sujetos a las fuerzas de la demanda y la oferta, y el mercado mundial de divisas no es diferente. Los movimientos de la demanda y/o la oferta son los que hacen que los mercados de divisas se muevan. Por lo tanto, los factores que afectan a la oferta y la demanda en los mercados de divisas son de gran interés para los operadores de divisas, ya que la comprensión y el modelado del mercado dependen en gran medida de la cuantificación precisa de los impactos de estos factores en los mercados de divisas.

La demanda de cualquier bien o servicio depende del poder adquisitivo de los consumidores. En el caso de las divisas, esto se traduce en la capacidad y la voluntad de los participantes en el mercado de negociar una divisa contra otra. Del mismo modo, la oferta depende del coste de producción de los bienes y servicios en cuestión. En el paradigma del comercio de divisas, el coste de producción de una moneda frente a otra puede depender de factores que van desde los tipos de interés, la inflación, hasta la liquidez inmediata de una de las monedas. Profundizaremos en algunos de los más importantes de estos factores.

Tasas de inflación

La tasa de inflación de una economía nos indica el ritmo al que su moneda pierde poder adquisitivo. Una tasa de inflación alta significa que se necesita más de esa moneda para comprar el mismo conjunto de bienes y servicios con el tiempo. Cuando se compara con otra economía con una tasa de inflación menor, la moneda con la tasa de inflación alta verá su valor caer, resultando en que cada unidad de moneda requiere menos de la otra moneda para comprar.

Tipos de interés

Un tipo de interés elevado fomenta un mayor ahorro, ya que el simple hecho de ahorrar puede resultar bastante rentable en comparación con la inversión del dinero. Esto no sólo reduce la oferta efectiva de esa moneda, sino que también atrae el capital extranjero elevando los tipos de cambio.

Balanza de pagos

Aunque el funcionamiento interno de la balanza de pagos de un país queda fuera del alcance de este artículo, cabe señalar que un déficit en la balanza de pagos suele traducirse en una depreciación de su moneda y viceversa. El banco central del país es el encargado oficial de supervisar la balanza de pagos y, aunque no puede intervenir directamente en el comportamiento de sus exportaciones e importaciones, tiene la libertad de desplegar políticas monetarias para estimular la economía en la dirección que considere oportuna.

Gasto público y deuda

Un gasto público elevado puede dar lugar a un crecimiento de su economía debido al aumento de las inversiones extranjeras, el incremento de la capacidad de producción nacional, etc., y, en consecuencia, al fortalecimiento de su moneda. Por otro lado, una deuda pública elevada suele disuadir al capital y a las inversiones extranjeras y, en consecuencia, a una caída de su tipo de cambio.

Estabilidad política

Los disturbios políticos, las divisiones en la postura política de un país y otros acontecimientos de este tipo tienden casi siempre a afectar negativamente a los resultados económicos de un país y a desalentar las inversiones extranjeras. Esto también repercute negativamente en el valor de su moneda, con la consiguiente caída de los tipos de cambio.

Especulación en el mercado

Un aspecto de los mercados de divisas que puede tener un gran impacto en los precios, pero que a menudo no se tiene en cuenta, es la especulación. El comercio de divisas es un comercio especulativo, en el que los participantes especulan sobre la dirección que va a tomar el precio de un par de divisas. Del mismo modo, los inversores extranjeros siempre intentan anticiparse a los acontecimientos futuros para garantizar la seguridad de sus inversiones. Cualquier acontecimiento natural, social, político o económico que los especuladores anticipen puede provocar movimientos bruscos y a menudo vigorosos en la cotización. Un ejemplo flagrante es el brexit, donde los especuladores apostaban tanto a favor como en contra del brexit y, en cuanto se conoció el resultado, la libra esterlina experimentó una repentina caída de su tipo de cambio que tardó semanas en recuperarse.

Conclusión

Empezando por la tasa de inflación hasta el gasto y la deuda del gobierno, queda claro que el rendimiento de una economía influye en gran medida en el valor de su moneda y, por lo tanto, el banco central, y el gobierno son las dos entidades más poderosas que mueven el precio en los mercados de divisas, ya sea directa o indirectamente. La especulación sobre las medidas que pueda tomar un banco central o el gobierno actúa como contrapeso. Por lo tanto, a los operadores del mercado mundial de divisas les ha interesado históricamente no sólo analizar los factores mencionados, sino también estar atentos a las declaraciones oficiales, los comunicados de prensa y las noticias de última hora sobre el panorama socioeconómico y político, las políticas fiscales y monetarias y los acontecimientos naturales relacionados con las divisas con las que operan.

¿Tienes alguna duda? Contacta ahora con uno de nuestros expertos.

¿Qué te ha parecido el artículo?
Facebook
Twitter
LinkedIn
WhatsApp

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.